Tiempo de hacer un alto y volver a empezar

by - martes, junio 27, 2017

El 2016 fue un año bastante complicado para nosotros. Si veníamos cargando algunos problemas creo que puedo decir que todo se derrumbó cuando en Junio falleció de manera repentina mi abuela. Para que entiendan un poco el asunto, ella siempre fue la columna vertebral de la casa y de nuestra familia. A pesar de sus años, ella hacía que todo marche como debía ser. Si bien yo tengo a mi mamá, mi abuela tuvo particular influencia en mi vida. Ella me cuidó mientras mi mamá trabajaba y también se quedó conmigo cuando mi mamá fue a trabajar fuera del país durante muchos años. Sí, viajábamos constantemente para encontrarme con mi mamá pero no era lo mismo. 

A pesar de tener achaques propios de su edad era una mujer bastante fuerte y con bastante vitalidad. En junio falleció de un momento a otro. Casi sin tiempo de procesar todo lo que estaba pasando, tuvimos que salir adelante y reestructurar todo en casa. A todos nos tocó asimilarlo de manera distinta, lamentablemente a mí me tocó darme cuenta que no era tan fuerte como siempre había pensado y me tocó vivir una depresión que me terminó de alejar de todas las personas que rodeaban.


Creo que ha sido el tiempo más difícil que me ha tocado vivir y es que durante los días posteriores, mientras a mí mamá le daban el pésame, a mí me dijeron que debía ser fuerte por Anto y por ella. Equivocadamente tomé el consejo y guardé todo lo que sentía, pero fue mucho peor cuando ya no pude más. Me tocó reconocerme y darme cuenta de todas las debilidades que no conocía que tenía. Me abandoné a mí misma y me alejé a todas las personas que eran cercanas.

Con Antonella el tema fue más complicado pues reconozco que cambie mucho. Me volví una persona muy irritable, le perdí la paciencia y la gritaba mucho. No tienes idea cuanto lamento todo el daño que le puedo haber ocasionado y si lo reconozco abiertamente es porque para corregir mis errores primero se debe aceptar que existen. Reconozco que veo muchas fotos de nosotras del año pasado que no recuerdo, como si hubiera estado en automático y ahora me da mucha pena porque siento como si hubiera perdido todo un año completo.

Nunca entré en mucho detalles en el blog pues había decidido que sería un espacio en el que se tocarían temas positivos y alegres y, a pesar de todo, quería mantenerlo así. Pensaba que era lo mejor. El espacio lo mantuvimos como pudimos porque tuve personas maravillosas que me ayudaron en este tiempo, pero también lo deje de lado pues durante mucho tiempo casi no habían posts de nada pues no tenía cabeza, ni concentración ni inspiración ni motivación para escribir algo. Fui a cuanto evento pude porque de verdad era un suplicio levantarme e ir a rodearme de gente y disimular que todo estuviera bien para evitar que me preguntaran que pasaba. Algo que si compartimos fueron varios "memes" divertidos porque sentía que necesitaba reír e imaginaba que así como yo no hablaba del tema y me guardaba todo, también habrían mamás en casa que se sentían igual que yo por miles de razones.


Siento que durante mucho tiempo esta enfermedad tomó por control mi vida y yo simplemente me convertí en espectadora sin poder tomar ninguna decisión. Y si lo hablo ahora es porque esto también es parte de ser madre, de ser mujer, de ser una persona completamente normal que tiene buenas y malas pero ya es hora de tomar nuevamente el control y salir adelante. Me he descuidado bastante y no me refiero solo al tema estético sino a mi salud porque ya he tenido pequeños problemas con los que mi cuerpo me va mandando señales de que debo mejorar. Así que ya es tiempo de cambiar, desde hoy y con toda la ayuda que puedo necesitar, es tiempo de volver a ser la misma persona que siempre he sido.

Gracias a todas las que en este tiempo me escribieron, las que se mantuvieron aquí y las que se fueron también. Gracias a todos los que me juzgaron en este tiempo y sacaron conclusiones sin saber qué me pasaba, gracias porque me hizo reconocer quienes son verdaderamente, quienes vale la pena mantener a tu lado. Me disculpo con las personas a las que les fallé en este año, personas que me ayudaron mucho en su momento y que por todo esto terminé lastimándolos sin querer, lo siento, no saben cuanto. Agradezco todo lo bueno y lo malo porque creo que a partir de esto me hizo conocerme más y solo me ayudará a convertirme en una mejor persona.


Empezamos de cero.

You May Also Like

0 Comentarios

Sígueme en Instagram